FOTÓGRAFOS DOMINICANOS

 

FAUSTINO PÉREZ

SOCIOLOGÍA DEL VERBO Y DE LA IMAGEN

FERNANDO UREÑA RIB

 

 

 

 

 

SOCIOLOGÍA DEL VERBO Y DE LA IMAGEN

 

Tanto la palabra como la imagen son objeto de estudio y exploración intensos en los que el fotógrafo y escritor dominicano Faustino Pérez deleita su atenta reflexión. Los giros verbales y las costumbres (persistentes formadores, transformadores y deformadores de la cultura y de la sociedad) son estudiados por él como ejercicios cotidianos que definen al hombre dominicano en su afán por encontrar nuevas formas de comunicación y de supervivencia.   

Su observación es atenta, decíamos, porque nada escapa a este estudioso de la psicología y de la imagen. Y esta última, él la revalúa permanentemente como medio apropiado para interpretar códigos y para acercarnos a los íconos, los símbolos y los sueños.

Fernando Ureña Rib

 

FULANO DE TAL
                                                                                       

Por Faustino Pérez

 

Cual fuerza impulsiva, indescifrable, e incontrolable, el dominicano siente la imperiosa necesidad  de renovarse a diario; y este fenómeno se manifiesta principalmente en la vestimenta, en los andares y en el peinado, pero sobre todo, en los nombres y apelativos.

Es como si la insularidad nos produjera aburrimiento, o tuviésemos una acuciante necesidad de sobrevivir, o a lo mejor es que nuestros egos nunca se sacian, o quizá, es que no sepamos quienes somos; o probablemente, se deba a la mezcolanza de razas, etnias y costumbres. Sin embargo, lo más probable es que se trate de una combinación de estos factores, y otros aún no identificados. 

Lo curioso es que apenas nos percatamos del hecho, al ser algo tan arraigado culturalmente; y esta realidad provoca que respondamos a decenas de motes, aliases, apodos, sobrenombres, títulos y apelativos, aparte del auténtico nombre y sus variantes. Se llega hasta el extremo de responder a cualquier denominación, como es el caso típico de los cobradores de las llamadas “voladoras”, o mini-buses de transporte público, a quienes les da lo mismo, aparentemente, que les llamen Juan o Lucas…con tal de que uno pague.

Tomemos, por ejemplo, el nombre de una persona a quien bautizaremos a título de ensayo como: Pedro Manuel Rodríguez Sánchez. Este señor responde siempre que le llamen:

1.- PEDRO

2.- MANUEL

3.- PEDRO MANUEL

4.- PEDRITO

5.- PEDRITÍN

6.- MANOLO

7.- MANOLITO

8.- RODRÍGUEZ

9.- SÁNCHEZ

10.- RODRÍGUEZ SÁNCHEZ

11.- LICENCIADO

12.- LICENCIADO RODRÍGUEZ

13.- LICENCIADO RODRÍGUEZ SÁNCHEZ

14.- DOCTOR

15.- INGENIERO

16.- DON (para quienes no conocen su nombre)

17.- MAKUKÍN (en familia)

18.- JUNIOR (para sus tías)

19.- PUÑALITO (para los amigos de infancia)

20.- BARRIGA VERDE (para sus antiguos amigos del otro barrio)

21.- BEBÉ (para una ex novia)

22.- COMMANDER (para sus compañeros de revolución)

23.- PAPITO (para su primera esposa)

24.- RODRIGUITO (para su actual esposa)

25.- SANCHITO (para su actual esposa, cuando está enfadada)

26.- PAPAÍTO (para sus hijos)

27.- PADRINO (para sus ahijados e hijos de crianza)

28.- EL JEFE (para sus subalternos en el trabajo)

29.- BOCOTA (para sus amigos del “colmadón”)

30.- EL LENTO (para los conocidos de una época en que estaba sin trabajo)

 

Este ejemplo, es bastante conservador, porque en este país no es raro conocer a alguien de quien sus allegados y conocidos nunca conocen su verdadero nombre; es más, el mismo sujeto, se sentiría extrañado si alguien lo llamase por su auténtico apelativo. Se cambian de mote y apodo como una culebra se muda la piel, y adoptan una nueva identidad. En las contadas ocasiones, en que son  interpelados por su identidad real, se sienten desprotegidos y “desnudos” psicológicamente hablando.

Basta con ir a una parada de transporte público, donde permanezcan muchas unidades, en la que se podrá comprobar, que cada chofer y cada cobrador tienen su alias, cual nombre de guerra; y nadie pregunta por el verdadero nombre del otro. Es una especie de acuerdo gremial tácito de protección mutua. Una estrategia más de supervivencia.

Lo mismo puede afirmarse de las prostitutas o de los presidiarios.

Puede darse el caso de que a la persona no le guste el nombre de pila que le pusieron, y se haga llamar por otro, por ejemplo a Fredesbindo le dicen Freddy, o a  Romualda la llaman Romy.

Otro problema distinto ocurre cuando la madre desea ponerle un nombre a su hijo, y el padre se impone, y lo registran con uno diferente; pero, la mamá lo sigue llamando como ella quería.

Una variante importante son los diminutivos, por la cantidad de matices que adoptan, ya que pueden emplearse como símbolo de estatus, por ejemplo: por qué se dice Julito Nazim, en vez de Julio Hazim, o Manolito García Arévalo, o Raquelita Vicini, pero, si se usa con el mote o apodo, indica doble familiaridad o amistad íntima, un caso conocido sería "Guillito"; de Guillermo sacan Guille, y de ahí el diminutivo.

Lo curioso es que también sirve para menospreciar a alguien; como en el caso en que se diga que alguien es un "empleadito"; pero si se dice que tiene un "carguito", puede significar cualquiera de los dos extremos, dependiendo del contexto y de quién se trata. Si es una comunicación cara a cara, influye mucho el tono y las inflexiones de voz.

Si yo digo que Miguel Cocco tiene un "carguito" en Aduanas, expreso ironía, envidia, burla o choteo, etc.

Por otro lado puede expresar familiaridad, cuando se es un familiar o muy amigo, como sería llamarme  a mí Faustinito.
Se ha dicho que esa es una manera de protegerse, en el supuesto de que alguno quisiera hacerle daño físicamente, o de practicarle una brujería; o en la peor de las circunstancias, si la policía lo persiguiese, no darían con él, o sería más difícil, si cometiese algún delito.

Qué duda cabe de que esa capacidad que tiene el dominicano de imitar lo que le ha dado, probablemente, resultados a otro, es una forma de facilitarse el arte de sobrevivir; es un tipo de camuflaje, como lo demuestran los emigrantes ilegales que llegan a Puerto Rico, y ya imitan el habla de los boricuas desde antes de tocar las playas de la vecina isla, y por supuesto, ya han elegido su nombre para empezar la nueva farsa, en el caso de que no los atrapen.

 Empero, el problema va mucho más allá de lo que aparenta, porque el nombre significa algo muy importante para la persona; es la forma como nosotros nos identificamos, y la manera como los demás nos identifican a nosotros. Estos hechos tienen una influencia poderosa en nosotros mismos, en nuestra auto-estima, y socava el potencial para lograr objetivos en la vida.

Cuando una persona acepta y asimila tantos nombres, es cono si repartiese su ego entre todos esos apelativos, y naturalmente, que eso diluye la fuerza de la personalidad. Por otro lado, si se le da preferencia a la supervivencia, por encima de la capacidad de proyección del “yo”, se está dando por descontado una actitud ante los demás; es como si todo el mundo tuviese que ser un delincuente en algún momento de su existencia, y se estuvieran preparando para ello.

En el teatro griego también se educaban para ser actores, y por eso empleaban máscaras en los escenarios y de ahí proviene el vocablo personalidad, que significaba “per sonare”, es decir, sonar a través. Entonces cuando se usa una máscara permanentemente, desenvolviéndose en la cotidianidad con un nombre que no es el propio, ¿acaso significa eso que somos actores de por vida?

 FAUSTINO PÉREZ
 

FAUSTINO PEREZFaustino Perez

 

Especialidades: Fotografía, Cómics, Comunicación no Verbal, Cultura Popular


Dominicano, nacido en Dajabón, se graduó de bachiller en el Colegio Don Bosco de Santo Domingo, y de High School en la Washington Irving High School de New York, además, tiene el bachillerato español convalidado. Licenciado en ciencias económicas por la Universidad Complutense de Madrid, España, donde también fue profesor no numerario en el Departamento de Inglés, (1970-1977). Graduado en fotografía en la Academia Flash de Madrid, y en la Escuela Oficial de Idiomas de la misma capital. Obtuvo los cinco proficiencies de la Universidad de Cambridge, U.K., por mediación del Instituto Británico en Madrid, en las especialidades de: literature, science texts, british life and institutions, a survey of industry and commerce, y el de use of english.


En Europa fue miembro activo de la real Sociedad Fotográfica de Madrid, y de la Royal Photographic Society de Londres.
Participó en la organización de la Asociación de Estudiantes Dominicanos en Madrid, pasando por varios cargos directivos, incluyendo el de delegado dominicano ante la Federación de Estudiantes Iberoamericanos y Filipinos, y la presidencia de la misma. Asimismo, se desempeñó como traductor.
En Santo Domingo fue miembro cofundador de la Asociación Dominicana de Críticos de Arte, y pertenece, igualmente, al Colegio Dominicano de Artistas Plásticos y al Grupo Ecologista Tinglar.


Ha publicado estudios semióticos sobre el cómic, y ha realizado investigaciones pioneras acerca de la gestualidad del dominicano, aparte de otros trabajos relacionados con los letreros populares, como el caso que nos ocupa; el graffiti y la cultura popular dominicanos.


Numerosos ensayos y relatos suyos han sido publicados en revistas nacionales e internacionales, al igual que portafolios de fotografía artística y de reportajes, como Flash Foto, Nueva Lente, Arte Fotográfico, Ahora, Letra Grande, Vetas, Caudal, entre otras; y anuarios especializados como Everfoto 4, y el 5.
Sus diapositivas han aparecido en RTVE, de España, en la RAI, italiana, y en varios canales de Santo Domingo. Este año presentó por el canal oficial dominicano una selección de fractales de su autoría.


Ha expuesto tanto en la República Dominicana, así como también en el extranjero, individual y colectivamente. Fue el primer artista de la lente en realizar una exposición individual de fotos en el Museo de Arte Moderno de Santo Domingo, en 1977.
Ha llevado a cabo numerosas proyecciones de diapositivas, desde el Museo Español de Arte Contemporáneo de Madrid y la Real Sociedad Fotográfica de la misma urbe, hasta la Asociación Médica Dominicana, pasando por el Museo de Arte Moderno, de Santo Domingo, y el Centro Cultural de España de la misma ciudad.


En 1979 ganó el primer premio en tema libre en la XIV Bienal de Artes Plásticas en el Museo de Arte Moderno de Santo Domingo, con un audiovisual de ochenta diapositivas, titulado Otros Mundos.


Recientemente expuso en la colectiva internacional organizada por el Instituto Cervantes de Bruselas, Bélgica, y fue admitido con fotografía digital en la última bienal del Centro León de Santiago, República Dominicana.


Ingresó por concurso en la Universidad Autónoma de Santo Domingo, como profesor en 1987, en el Departamento de Comunicación Social, y en la Facultad de Artes. En la actualidad imparte las asignaturas: Fotografía, Fotoperiodismo, Semiótica II, Periodismo Iconográfico de Entretenimiento, y Redacción de Textos Publicitarios.


Aparece reseñado en numerosas publicaciones, tales como el libro de Personalidades Dominicanas de Molina Morillo; en el Diccionario Dominicano de Cultura y Folklore de A. Paulino y A. Castro, y en las enciclopedias de artistas y en las de escritores de Cándido Gerón; además, es el único autor dominicano en el Atlas Español de la Cultura Popular, entre otros.


Es autor de portadas de suplementos de periódicos, verbigracia: del Hoy, de El Caribe, de La Noticia, y así sucesivamente. Por igual, ha colaborado con portadas para obras literarias, como una de las novelas de Manuel García Cartagena y de los poemarios de Josefina de la Cruz.


Ha participado en congresos en España, Perú, Brasil, Puerto Rico, República Dominicana, etc., y ha impartido incontables cursos, seminarios y charlas.
 

 

LIBROS DE FAUSTINO PÉREZ:

1- Chisporroteo,1984, (de relatos con ilustraciones). Agotado.

2- Luz(contra)Luz, 1989, (didáctico de fotografía). Agotado.

3- “Ese libro se llama…”, 1994, (de relatos).

4- Teoría de la toma fotográfica, 1994, 1998 y 2004
(didáctico de fotografía), con tres ediciones.

5- Tralalá del cómic, 1997, (acerca de los cómics).

6- Las caras de la persuasión, 1999, (de publicidad).

7- Diccionario de gestos dominicanos, 2000,
(de gestos y señas dominicanos).

8- Espejismos de koloruum, 2003, (de fotografía artística).

9- Letreros Populares Dominicanos, 2005.
(acerca de ese medio de comunicación)

10- Tipos de Fotos, 2005, (sobre los tipos, clases y categorías de fotos)

FOLLETO:

- La boca para bien o para mal. Cuadernos de Comunicación No.12. U.A.S.D.1997.


SEPARATAS:

- Los principales ‘laboratorios’ formales
de los publicitarios. Vetas No. 18, abril 1996.

- Conclusiones psicológicas de la T V:
efectos y defectos. Vetas No. 59, febrero 2002.

INFORMACIÓN DE CONTACTO: e-mail: faustinoperez@gmail.com

 

EL RECTOR DE LA UASD FRANKLIN GARCÍA FERMÍN VIOLA LOS REGLAMENTOS A  DIARIO

 

                                                                             Por Faustino Pérez

 

 

Sería útil que el rector presentara las pruebas  a la prensa de mi supuesta violación de los reglamentos.

A mí se me han violado todos mi derechos, y desde octubre no me han dicho por escrito de qué me acusan, tampoco  por quién. Ese elemental derecho lo consagra la ONU en su carta. Me “fabricaron” un expediente, y nunca han presentado las pruebas.

No han querido entregarme, ni mucho menos, las resoluciones del departamento, ni de la facultad.

Y en  un “juicio” sumario - sin estar yo presente -  me sancionaron.

 

Quien viola los reglamentos a diario es el rector, porque entre otras cosas:

 

1.- Utiliza las partidas que entrega el gobierno a la Uasd para hacer campaña política personal en detrimento del estudiantado, del profesorado y de los empleados.

2.- Se dedica a viajar con el dinero de la Uasd para acumular capital y para pasear con sus amigos, aportando pocos beneficios a a la Universidad. Eso se llama Tráfico de Influencias.

3.- Ha nombrado centenares de vagos de su partido en la Uasd y ha eliminado la nómima del internet, y los alumnos sin butacas y con baños en muy mal estado.

4.- Tiene sobornados y "secuestrados" a casi todos los miembros del Consejo Universitario, para hacer lo que le da la gana.

5.- El rector también vendía un libro en el aula escrito por sus esposa porque  él  no tiene capacidad, y daba clases leyendo del libro.

6.- Le descuenta el seguro médico a los profesores mes tras mes, y  no le paga  a las clínicas.

7.- Permite decenas de "estudiantes" vividores en los pasillos, porque no entran  a las aulas.

8.- Es responsable de la joven herida de bala en la Facultad de Artes, porque permite que "estudiantes" entren armados al recinto.

9.- Tolera que los "encapuchados" fomenten el caos en la Uasd y no quiere que los descubran, ni que los atrapen.

10.- Premia a los ladrones del patrimonio de la Uasd con mejores cargos, si son de su grupo.

11.- No sanciona los videos de  orgías de profesores que  están en el internet.

12.- Ha favorecido concursos fraudulentos para el ingreso de “profesores” y empleados sin opositar.

13.- Ha convertido a los profesores en rehenes a merced de los “estudiantes”.

14.- Favorece los descuentos arbitrarios a los profesores de la sede y a los viajeros de los centros regionales.

15.- Ha convertido la Uasd en una academia para practicar la delincuencia, y obtener el título de corrupto. Ha hecho de ella un monumento a la inmoralidad.

16.- Da mal ejemplo de corrupción a los jóvenes, con lo cual hipoteca el futuro del país.

17.- No defiende la Uasd a nivel internacional, ni mucho menos por la web.

18.- Tolera que el Economato universitario engañe descaradamente a los profesores-escritores, y que los del Economato se repartan los "beneficios que sobran", como bonificaciones a final del año.

19.- Desprestigia los títulos universitarios uasdianos porque ha convertido la Uasd en una sucursal de su partido.

20.- No ordena darle mantenimiento a la planta física de la Uasd, porque los fondos se emplean para su proyecto político personal.

21.- No fomenta la investigación, ni la publicación de libros por parte de la Editora; es más, persigue a los investigadores, y una universidad que no investiga no merece llamarse universidad.

 

 

P.D.: Yo estoy en la Uasd por idealismo, y yo no vendo ni drogas ni armas, yo vendía libros para apoyar mis materias visuales; lo que tiene que hacer el rector es devolverme todo lo que me han descontado durante 22 años para yo no tener que volver.

 

LA UASD YA NO ES UNA UNIVERSIDAD, ES UN NIDO DE VÍVORAS.

YA ES HORA DE QUE EL GOBIERNO INTERVENGA LA UASD, PARA PONERLE UN ALTO AL DETERIORO, Y PARA EVITAR QUE SIGA CAYENDO EN EL ABISMO.

LA MAL LLAMADA UNIVERSIDAD NO ESTÁ EN NINGÚN RANKING DE UNIVERSIDADES LATINOAMÉRICANAS, Y SIGUE PERDIENDO PUESTOS.

 

 

 

 

 


 

ARTE LATINOAMERICANO

 

 

FERNANDO URENA RIB

ART STUDIO

 

 

CONTACT INFORMATION

  

Revisado: May 05, 2013
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. ALL RIGHTS RESERVED

 

 

 


Home Contact us Search for Artists profiles Latin Artists Directory

free hit counter